fbpx
Guía Emocional

La Paciencia, Virtud que se debe Cultivar.

 

“La gente cree que la paciencia es pasiva, y no es así. La paciencia es activa. Es fuerza concentrada.”

Ves pasar los días. El proyecto que tanto te absorbe avanza, pero va lento y sientes que su ritmo no es el que deseas. Te desesperas, te exasperas, te irritas. Sí, lo sé. Pierdes la paciencia.

Al igual que tú, me ha pasado en muchas ocasiones. Iniciar algo y sentir que su ritmo no te satisface, sino que te llena de frustración, de rabia. Llega a ser estresante inclusive y muchas veces sentimos que nos estalla la cabeza por tal situación. Te cuento algo: es muy común pasar por eso.

¿Qué hacer ante esto?

Cuando estamos en esta situación, sintiendo que “no nos sale nada”, debemos cultivar una virtud que esta ligada a los grandes hechos de la humanidad: la paciencia.

Tener paciencia implica saber esperar a que se dé un proceso, el cual nos llevará al objetivo anhelado. Como dice otro refrán: “No es cuestión de llegar primero, sino de saber llegar”. He sido testigo en muchas ocasiones de proyectos iniciados y terminados con celeridad que no han tenido buen fin. Mucha ilusión y poca planificación, correr demasiado para después quedarse en el vacío o dejarlo incompleto, sin un final adecuado o experimentar el proceso de conseguir lo que uno desea de forma mediocre.

Dicen que la paciencia es virtud  de santos. Pero, también, se puede decir que es auxilio de los hombres.

Sucede a menudo que nos desesperamos porque las cosas pasen ya. Sin embargo, recordemos, Roma no se construyó en un día. Tu proyecto se va a realizar, pero requiere de un tiempo adecuado, no va a concretarse de inmediato. Aprende a vivir el proceso y, aunque suene extraño, disfrútalo. Saborear cada paso del proceso es necesario, pues si no lo haces, la desesperación y la frustración se apoderarán de tu espíritu y nublarán tu perspectiva.

¿Cómo disfrutar del proceso?

Parece raro, difícil, hasta absurdo.

Sin embargo, es necesario. Tu proceso para llegar al objetivo logrado es diferente del de otras personas. Cada paso que das cuenta y debes sentirte satisfecho por haberlo realizado. No minimices cada avance, porque es un paso hacia adelante que te acerca mas a la meta final. No te sientas mal.

Respira profundamente para calmar tu espíritu. Es importante que entiendas que todo proceso toma un tiempo determinado según la meta a lograr. Ninguno es igual a otro, ya que las variantes personales y circunstanciales que te rodean dan características distintas a cada proceso. Alguien que quiere emprender, por ejemplo, un negocio de venta de sándwiches, y no tiene el capital suficiente, tendrá que conseguir el capital necesario antes de comprar los insumos; y le tomará más tiempo que aquella persona que ya cuenta con el capital necesario. Sin embargo, si la persona con los recursos suficientes y no cuenta con una planificación adecuada, perderá tiempo intentando hacer surgir el negocio.

¿Te das cuenta? Las variantes que circunscriben cada proyecto que tengas influyen en el tiempo que llevará realizarlo. Por tanto, cada vez que avances un poco de tu proyecto, siéntete contento y satisfecho; pues habrás hecho la diferencia con aquellos que siguen solo pensando en realizar algo, pero no hacen nada.

La acción es fundamental

Muchas veces no lo notas, pero si no le pones acción a tus proyectos, se quedan en eso: proyectos.

El error es no llevar la planificación del proyecto de la mano con la acción. Muchas veces solo se planifica y no lo llevamos a la ejecución. Y, obviamente, no hay avance. Entonces la pregunta que sigue es ¿QUE ESPERAS PARA PONERTE MANOS A LA OBRA?

No pienses que la acción va a darse porque lo pienses. Tienes que actuar. Y cada acción que haga avanzar tu proyecto, disfrútala. Cuando veas realizado tu proyecto, cuando hayas llegado a la meta, disfruta más todavía. Lo habrás logrado al fin.

Un fuerte abrazo y nos vemos en la próxima entrega.

Jorge Luis Moreno Beltrán

Jorge Luis Moreno Beltrán

Psicólogo Clínico con experiencia en evaluación, diagnostico y consejería psicológica de niños, adolescentes y adultos. Coach profesional y pastoral en proceso,escritor desde las venas y emprendedor por decisión. Enfocado en la Trascendencia del ser humano como sentido de la vida.

Alimenta tu mente y únete a nuestra comunidad.

Síguenos

Alimenta tu mente y únete a nuestra comunidad.

* requerido

Síguenos